reduccionMediante esta técnica se extirpa el exceso de tejido mamario, grasa y piel haciendo las mamas más pequeñas, ligeras y firmes. Además También se recoloca la areola y el pezón en una nueva posición donde además se reduce el tamaño de la areola. Las indicaciones para este tipo de cirugía pueden ser por consideraciones estéticas ó por problemas derivados del exceso de peso de las mamas (dolor de espalda, molestias físicas, irritaciones de la piel, etc.). En función de las características anatómicas de la mama se evaluarán las posibles técnicas quirúrgicas con la correspondiente ubicación de las cicatrices. Las  incisiones siempre se diseñaran para que las cicatrices resultantes sean lo menos visibles. La cirugía de reducción mamaria se suele realizar bajo anestesia epidural y dura aproximadamente de 2 a 4 horas, generalmente se usan suturas absorbibles es decir no se retiran los puntos. La paciente necesita reposó de 2 a 3 semanas posteriormente podrá reintegrarse a sus actividades con resultados muy satisfactorios donde se conjuga lo estético y lo funcional.